Conoce todo lo que debes saber sobre el cloud mining o minería en la nube,  una de las opciones que permite a los inversores contar con la capacidad de minar criptos de forma sencilla.

Lminería en la nube o Cloud Mining se ha vuelto, quizás, una de las formas más populares de minar criptomonedas actualmente. Esta nueva modalidad le permite a los usuarios minar criptomonedas aunque no dispongan de recursos para costear los equipos de minería necesarios. Sino más bien, que pueden alquilar el poder de cómputo a las empresas que sí poseen dichos equipos. Por lo que el proceso de minería se realiza desde un centro de datos operado de forma remota.

Es decir, no hace falta que tengamos en nuestros hogares equipos ASIC ni nada por el estilo. Y por ende, tampoco los altos consumos eléctricos que estos implican. Por el contrario, para minar en la nube se emplean los equipos que poseen las grandes empresas destinados para este fin. Y que además cuentan con el acondicionamiento necesario para su correcto funcionamiento y operación.

Entonces el usuario alquila o contrata una parte de ese poder computacional, y recibe ganancias acordes y proporcionales con dicha inversión.

¿Cómo funciona la Cloud Mining?

La forma más común de operar y obtener beneficios de este tipo de minería, es que los usuarios interesados se registren en una plataforma que ofrezca estos servicios. Y realicen la compra de contratos o acciones dentro de dicha plataforma.

Estos contratos le permiten al usuario emplear los servicios de minería y obtener ganancias con ellos. Y una vez que se alcanza el monto mínimo de retiro (que establece cada plataforma), el usuario puede retirar las ganancias a su wallet.

Por su parte, desde el punto de vista de las empresas que ofrecen estos servicios, vender contratos y alquilar el poder de hash les ayuda a minimizar los riesgos.

Si hablamos de una empresa confiable, ésta probablemente tendrá una gran instalación con sus equipos de hardware, climatización, servicios eléctricos estables, al igual que una excelente conexión a internet. Además contará con un equipo técnico especializado para la instalación y mantenimiento de dichos equipos. Y aunque esto pueda parecer muy rentable, lo cierto es que vender estos contratos les permite obtener dinero de forma inmediata para costear todos estos gastos. O bien, adquirir nuevos equipos para incrementar su potencia de cálculo. En lugar de esperar simplemente que la minería retorne las ganancias.

Tipos de Cloud Mining o Minería en la Nube

Este tipo de servicios puede ofrecerse desde un servidor de minería físico o uno virtual. Hoy día existen 3 métodos conocidos para la minería en la nube. Estos son:

Servidor privado virtual  (VPS)

Este método de minería requiere del alquiler de un servidor y de la instalación de un software de minería. Es decir, del alquiler de un ordenador al que accedemos de forma remota desde Internet.

Alquiler de poder de cómputo

Consiste en comprar o adquirir un contrato con una compañía para alquilar parte de su poder de hash. Generalmente, los usuarios pueden elegir cuánta potencia de cómputo contratar o alquilar. Y sus ganancias serán proporcionales de acuerdo a la cantidad de poder que adquieran.

Su mayor ventaja es que no necesitas disponer de un hardware de minería para comenzar a minar. Por lo que es el método de minería en la nube más común y utilizado. Pero cuidado, por su popularidad existen muchas empresas dedicadas a vender este poder computacional que son un fraude.

Minería hospedada

En esta modalidad, las empresas costean los gastos de los mineros. Es decir, se hacen cargo de los consumos y mantenimiento de los hardware de minería que posean sus clientes.

No es un método muy común, pero está ganando adeptos debido a que muchas personas hoy día no pueden costear estos gastos. Pero disponen de los equipos. Pero al ser las empresas quién responde por estos gastos, pueden incluso obtener tarifas preferenciales. Haciendo la minería  más rentable que para una persona particular.

¿Es rentable este tipo de minería?

Si bien las plataformas de Cloud Mining o minería en la nube pueden llegar a ser muy rentables, debes evaluar muchos aspectos antes de arriesgarte y arriesgar tu dinero.

La principal ventaja que te ofrecen estas plataformas es que no requiere de una inversión excesiva para adquirir un hardware de minería. Y tampoco el gasto que implica mantenerlo operativo. Pero aunque la minería en la puede llegar a ser rentable y ayudarnos a generar ingresos extras, debemos tener cuidado con aquellas plataformas que ofrezcan servicios “demasiado buenos para ser verdad”. No todas las que nos encontramos en la web son confiables ni operan de forma legítima.

Fuente: Cryptonoticias